Bizcocho de zanahoria con salsa de chocolate

Como todos sabeis el pasado 6 de junio Dario Barrio sufrió un fatal accidente en el que perdió la vida. Porque era un cocinero que nos encantaba, que estaba lleno de vida y tenía una vitalidad tremendamente contagiosa, lo hemos sentido muchísimo, como si lo conocieramos…. aun recuerdo cuando le veía en aquel programa de cuatro “todos contra el chef”, yo siempre me ponía de parte del cocinero aficionado, pero como me gustaba ver a Darío, tan simpático, tan alegre, encajando la derrota cuando esta se sucedía con la mayor deportividad. Y además para que nos vamos a engañar, era un hombre guapísimo que te derretía con su sonrisa. Aun me acuerdo la envidia (sana) que sentí cuando unas amigas fueron al primero “Mundotermomix” y se apuntaron a la master class de Darío -yo también le veré algún día- les dije. Pues ya no será posible, nos ha dejado y ahora vive en nuestra memoria . 

Como ya os digo, en desafió en la cocina hemos querido hacerle un homenaje y hemos elegido libremente entre su repertorio de recetas. 

darioYo me he decidido por este delicioso bizcocho de zanahoria con salsa de chocolate que preparó en el programa que hizo para canal cocina “bombón” y tengo que deciros que es delicioso, muy muy jugoso y ya con la salsa de chocolate lo rematas. Una autentica pasada y sin duda el bizcocho de zanahoria mas rico que he comido.

Ingredientes para el bizcocho; 250gr de zanahoria rallada, 1 taza de aceite, 3 huevos, 2 tazas de azúcar, 2 tazas de harina y 2 cucharadas de levadura.

Ingredientes para la salsa de chocolate; 350ml de leche, 150gr de chocolate, 1 vaina de vainilla y piel de naranja.

Lo primero que haremos será triturar la zanahoria junto con el aceite y reservamos.

Batimos los huevos con el azúcar hasta que blanqueen y parezcan montados. En este momento añadimos la zanahoria con el aceite y removemos con cuidado de que no se baje la mezcla. Luego mezclamos la harina con la levadura y la tamizamos para agragarla a nuestra masa. 

Nos aseguramos de mezclar (con cuidado) todos los ingredientes (yo no lo hice y de ahí el color mas oscuro del fondo, es de la mezcla de zanahoria y aceite que al estar mal mezclado se fue parte al fondo, no es que se quedara crudo jeje). 

Metemos en un molde untado de mantequilla y llevamos al horno 19º durante 30 min (yo lo hice en la gm, por eso se quedó poroso por arriba, que por otra parte de este modo se calaba de la salsa y estaba aun mas bueno).

Con el bizcocho enfriándose preparamos la salsa de chocolate, para ello infusionamos unos minutos la leche con la piel de naranja y la vaina de vainilla, luego le agregamos el chocolate y esperamos que se derrita del todo. 

Finalmente servimos nuestro bizcocho acompañado de la salsa de chocolate caliente.

Ahora solo me queda invitaros a que paseis a ver el resto de recetas que mis compañer@s del desafio han preparado para honrar la memoria de Darío, aquí.

STREUSELKUCHEN de café y almendra

Menos mal que os doy el nombre escrito porque si tuviera que pronunciarlo….  En fin, que este mes tocaba desafio salado, pero es que en Desafio en la cocina estamos de cumple, si si, de cumple, 2 añitos hace ya el reto y han sido dos años estupendos (aunque yo me incorporé 3 meses después), dos años en los que hemos aprendido un montón, realizado recetas fantásticas que nunca en la vida se nos hubiera ocurrido hacer…. ainss las coxinas que me encantaron y en la vida había oido hablar de ellas, la tarta dobos, que tenía terror de hacerla y lo contenta que estaba con el resultado….. le deseo al grupo mucho tiempo de vida y desde aquí les digo que mi compromiso es con él, personalmente no me he unido a ningún reto mas porque no hay tiempo para todo, pero el desafio es importante para mi, somos mas que un grupo, somos amigos y seguiré en él si dios quiere por mucho tiempo.

DESAFIOBueno pues vamos con el desafio de este mes, os decia que tocaba salado, pero al estar de cumple se ha cambiado (como el año pasado) para poder celebrarlo con una tarta. La escogida ha sido esta “innombrable” que para colmo admite tantísimas variaciones que me he quedado un poco pez, en plan, no se si hacerla con fruta, con queso, en plan bizcocho….. jope, tener tantas variantes te crea montones de dudas. 

Al final me decanté por esta receta que tenía en un libro de cocina porque al ser estilo bizcocho podría llevármela muy cómodamente a la oficina y no engordaría yo sola jeje. 

Resultado……………… sinceramente no me ha gustado demasiado, vamos así para comerla sola no me ha gustado nada de nada, para mi gusto le falta azúcar a cantidades industriales, no es nada dulce. Mojada sin embargo ya es otra cosa. 

En fin que tenía un super disgusto con la tarta porque no tenía tiempo de hacer otra y cual es mi sorpresa que en la oficina se la zampan entera y les encanta sobre todo la parte de arriba….. en fin, que no son gente muy dulcera y han agradecido que no fuera muy dulce…. Resumen, puede que a los que no sean muy dulceros les guste, pero yo sigo insistiendo, si os interesa hacerla añadirle bien de azúcar.

Ingredientes; 275gr de harina, 1 cucharadita de levadura, 75gr de azúcar (para mi que es una errata, porque no es normal) 150ml de leche, 100gr de mantequilla, 2 cucharadas de café instantaneo disueltas en un poco de agua, 50gr de almendra molida y 2 huevos.

Ingredientes para las migas; 75gr de harina, 75gr de azúcar, 25gr de mantequilla.

Mezclamos muy bien la mantequilla con el azúcar, añadimos los huevos uno a uno y batimos bien para que se integren, añadimos la leche, el agua con el café y finalmente le vamos poniendo poco a poco la harina con la almendra y la levadura.

Nos quedará una masa muy muy densa, ha de ser así para que las migas no se hundan.

Mezclamos con las manos los ingredientes de las migas y ponemos por encima de la masa de nuestro pastel.

Llevamos al horno precalentado 180º durante 45-50min

Dejamos enfriar antes de servir.

Sinceramente me hubiera gustado tener tiempo para repetir el desafio de este mes…. pero he estado a tope, ya veis que apenas he publicado en el blog, cuando no hay tiempo, no hay nada que hacer…. en fin, que os animo a que paseis a ver los “innombrables” de mis compañer@s porque me consta que están infinitamente mejor que el mio jeje AQUÍ.

Bizcocho de uvas rojas

Las ganas que tenía yo de preparar este bizcocho ;). Es jugoso, extremadamente tierno, delicioso y además con esa sorpresa de encontrarte la uva dentro…. fantástico.

uvasResulta que hace poco se puso en contacto conmigo El ciruelo y se ofrecieron a mandarme sus uvas para que las probara y me pareció ideal porque nunca había pedido fruta de la otra parte del país y así podría comprobar no solo la calidad, si no el proceso de envío, como las mandan para que lleguen en estado “de revista”.

Pues bien, me llegaron esta semana, en una caja muy bien protegidas, que se ve que no se han movido nada en todo el viaje, me han mandado uva blanca y roja y cuando las he probado….. que delicia de uvas, riquísimas y además con el aliciente de que no tienen pepitas por lo que son ideales para preparar recetas. Se me han ocurrido un montón de ideas pero lo primero que he querido hacer ha sido este bizcocho que había visto en Kanela y Limón con uva blanca, pero me apeteció cambiarla por la roja porque me parecía que quedaría mas vistoso.

Ingredientes; 2 huevos, 125gr de azúcar, 100ml de aceite, 200ml de leche, 300gr de harina, 1 sobre de levadura y un racimo de uvas rojas.

Batimos muy bien los huevos con el azúcar y cuando los tengamos listos le añadimos la leche y el aceite.

Tamizamos la harina con la levadura y se la vamos agregando a la masa anterior, removiendo muy bien para que no se formen grumos.

Vertemos la mezcla en un molde forrado con papel de horno y colocamos las uvas esparcidas por la masa. Rematamos con un puñado de azúcar por encima para que nos quede una capa crujiente.

Cocemos en el horno precalentado a 180º durante unos 35-40min.

Ya os aviso que las uvas de “El ciruelo” me han enamorado, así que muy probablemente mañana os enseñaré otra idea que tengo en mente con ellas.

Bizcocho de quesitos al vapor

Cuando recibí la degustabox del mes pasado me llamaron mucho la atención los quesitos “kiri” ya que no los había probado antes, así que lo siguiente que hice después de comerme uno para saber que tal estaban (por cierto, muy ricos) fue buscar alguna receta donde poder usarlos. Así fue como llegué a La cocina de Morilands y encontré esta receta que me pareció una maravilla. Ella lo hace con quesitos tipo el caserio, pero supuse que saldría igual de bien con los kiri y la verdad no se que tal saldrá con los quesitos de toda la vida, pero con estos he conseguido uno de los bizcochos mas ricos que he probado nunca, jugoso, esponjoso y con un sabor…. a mi me ha recordado al bizcocho de natas que hacía mi abuela cuando era pequeña…. una pasada, os lo recomiendo.

Como veis no hace falta ni encender el horno, se hace al vapor en el varoma, pero si no tenéis thermomix podeis hacerlo en el microondas o al baño maría en una olla, o en cualquier artilugio que tengáis para cocinar al vapor…. habría muchas opciones. También se podría meter al horno, claro está ;)

He usado el tipico molde plum cake y lo de untarlo con miel antes de ponerle la masa del bizcocho creo que se hace para darle ese color tan bonito, ya que al hacerlo al vapor puede que si no se nos quedara un poco soso de color ;), pero además le da su saborcito (no muy intenso, pero si un toque) no os recomiendo prescindir de ponérsela.

Ingredientes; 2 huevos, 200gr de harina, 180gr azúcar, 200ml de leche, 4 quesitos kiri, 1 sobre de levadura, miel para el molde y 1.200ml de agua para el vapor.

Ponemos en el vaso de la thermo los huevos, la leche, los quesitos y el azúcar, programamos 30 seg al 6.

Añadimos el harina y la levadura y volvemos a programar 30seg al 6.

Untamos el molde que vamos a usar con miel y vertimos la mezcla del bizcocho dentro. Aclaramos el vaso de la thermo, lo llenamos de agua y colocamos encima el recipiente varoma. Cubrimos el molde del bizcocho con papel albal para que no entre agua y lo metemos en el recipiente varoma. Programamos 60min, temp varoma, vel 2. 

Pasado ese tiempo lo dejamos enfriar antes de desmoldar y servimos.

Si lo hacemos sin la thermo no tiene mas ciencia que batir juntos todos los ingredientes y buscar algún sitio donde lo podamos cocinar al vapor. 

De verdad que es un bizcocho que me ha sorprendido muchísimo, tiene un sabor y una textura fantásticos, ya estoy pensando en preparar otro ;).

Edito hoy 28/02/2013 para contaros que ya he preparado el bizcocho y esta vez me he animado hacerlo en “videoreceta”.  Me ha gustado la experiencia así que voy abrir una pagina en el blog (al lado de cacharritos) donde lo voy a subir y en cuanto me anime con otro video allí lo pondré también. Espero que os guste ;).

Bizcocho de café y chocolate

Que ganas tenía de preparar un bizcochito rico rico ;) y es que me paso la semana cuidando todo lo que como y el finde me olvido de todo y disfruto de lo lindo. Vamos que llevo toda la semana esperando el viernes para preparar un bizcocho para el desayuno, aunque como podeis ver por las fotos (que ya está cortado) no me he podido resistir y ya lo he catado.

El bizcocho lo he preparado a las carreras, en plan batidora y luego a la gm, pero siempre gana algo mas si lo preparamos con mas mimo y lo metemos al horno, así que eso ya, depende del tiempo y las ganas de cada uno. Si vais con prisa, pues batidora y andando, que salir sale bien rico tambien.

El bizcocho es de los pequeños y tampoco es que tenga demasiada grasa, así que os lo recomiendo para daros un caprichillo sin sentiros demasiado culpables. Por otra parte el sabor del café no es demasiado intenso, se combina con el del chocolate y resulta delicioso.

Ingredientes, 2 huevos 150gr de azúcar, 55 gr de mantequilla, 1 chorro de miel, 1 cucharadita de cacao puro en polvo, 200ml de café, 200gr de harina y 1 sobre de levadura.

Como ya os digo podeis batirlo todo junto y listo, pero si teneis tiempo sería mucho mejor montar los huevos con el azúcar e ir añadiendole los ingredientes poco a poco mimando la mezcla.

Vertiremos la mezcla en un molde no muy grande (yo utilicé uno de 18cm de diametro) y lo cocemos en el horno a 180º durante unos 40 min (pero dependerá del horno) Yo lo hice en la gm, porque no podía estar pendiente del horno, y como iba en un molde dentro de la olla (que tarda mas que si lo ponemos directamente en la olla) , no sabia muy bien cuanto tiempo tendría que poner y lo tuve 55min,  pero con 45 hubiera sido suficientes, así que si lo haceis en la olla dentro de otro molde, pues ya sabeis.

Angel food cake de chocolate

El angel food cake es un bizcocho que preparo bastante a menudo. Voy congelando claras que me sobran de unas y otras preparaciones y en cuanto tengo 9…. bizcochito a la vista.  Y es que es tan facilito y tiene esa textura tan única, que me encanta hacerlo.

Por eso cuando vi la versión de chocolate que hizo Bea, me dije -eso hay que probarlo- y hoy ha llegado el momento ;). He variado un poco la cantidad de chocolate, ya que ella ponía que tal vez habría que echarle menos, y además le he añadido la esencia de naranja porque creo que le viene muy bien. Para mas inri tambien he probado a hornearlo en la GM en vez de en el horno. Había visto mas gente que lo metía en la olla, pero no me digais porque, a mi me daba cierto temor a que no quedara bien. Finalmente me he dicho -el exito es de los valientes- Y que razón tenía, porque ha quedado expectacular, ha subido muchísimo y sin necesidad de encender el horno con el calor que da y lo que gasta. Vamos que de aquí en adelante, todos los angel food cake que preparé los haré en la olla.

Ingredientes; 9 claras, 1 pizca de sal, 1 cucharadita de cremor tartaro (es para estabilizar el merengue así que tambien podeis usar unas gostas de limón), 200gr de azúcar, 75gr de harina, 25gr de chocolate en polvo (valor) y unas gotas de esencia de naranja.

Montamos el merengue con la pizca de sal y el cremor tartaro. Vamos además añadiendole el azúcar muy poco a poco.

Añadimos unas gotas de esencia de naranja.

Poco a poco vamos añadiendo al merengue la harina y el chocolate tamizado, mezclando con mucho cuidado para que no se nos baje la mezcla.

Finalmente llenamos el molde del angel fook cake y llevamos al horno precalentado 170º durante 40 min o metemos el molde en la GM y programamos menú pastel 35 min.

Pasado ese tiempo sacamos el molde y le damos la vuelta para que el bizcocho descanse boca abado sobre las patitas del molde durante 30-60 min. Después desmoldamos y servimos.

El bizcocho me ha encantado, tiene la misma textura de nube que el original y el sabor a chocolate ummmm sencillamente delicioso. Lo único que lamento son las fotos, no se que le pasa a mi camara, pero me las hacía todas con un color muy raro, he tenído que sacar la caja de luz y aun así no me he quedado nada contenta, pero como no tenía tiempo de estudiar a fondo la camara a ver que le pasaba, he salvado la foto que mejor había quedado ;(. Ainss y es que con la pinta que tiene en directo, me hubiera gustado hacerle mil fotos que le hicieran justicia. En fin, que como pienso repetirlo, ya las cambiaré.

Bizcocho de anis

Hoy me he despertado con antojo de bizcocho de anis. No se de donde podía venir el antojo porque, que yo sepa, los he probado aromatizados con anis, pero no de este ingrediente en particular….el caso es que me apetecía bizcocho y tenía que tener un intenso sabor anis, así que me puse manos a la obra. A fin de cuentas hacer un bizcocho es de las cosas mas sencillas y rápidas del mundo.

Primero miré un montón de recetas, pero al final hice un popurri de ellas, porque lo que tenía claro es que quería usar (y molidas ademas) los granos de anis que había comprado ya hace tiempo en el mercadona.

El resultado, un bizcocho muy rico, con un sabor anis delicioso y sobre todo, un olor en toda la cocina, que es un gustazo ;):

Ingredientes; 125 gr de azúcar, 125 gr de mantequilla, 3 huevos, 2 cucharadas de anis en grano, 3 cucharadas de licor de anis dulce, 200gr de harina y 1 sobre de levadura.

Ponemos en el vaso de la thermomix el azúcar y el anis en grano. Trituramos 30seg al 10.

Añadimos los huevos y los batimos 3min, 37º al 6.

Ponemos la máquina al 3 y vamos añadiendo la mantequilla en trozos y el licor de anis.

Finalmente añadimos la harina con la levadura y terminamos de mezclar con la cuchara.

Ponemos la masa en un molde y llevamos al horno precalentado 180º durante unos 45min.

Lo he preparado en la thermomix por moler los granos de anis, así da muchísimo mas aroma. Si no disponeis de ella, podeis hacer el bizcocho de la manera tradicional y moleis el anis el grano con el molinillo del café por ejemplo.

Bizcocho de calabacín y vainilla

Estos días ando bastante liada y no estoy publicando tanto como me gustaría, pero bueno, así son las cosas, a veces tienes tiempo y a veces, pues no jeje. Ayer preparé este bizcocho precisamente pensando en el blog y en que hacía casi una semana que no subía receta, así que me acordé que tenía este bizcocho en pendientes y como se hace en nada y menos, lo preparé en un momentito y lo dejé reposar para probarlo esta mañana al desayuno.

La receta la he visto en muchos blogs, pero ha sido de La manzana dulce de eva donde finalmente la he ido a mirar ayer. Soy muy dada a probar bizcochos “raros” y sin duda, uno de calabacín no podía dejar de pasar por mis manos. El resultado es un bizcocho muy muy rico, que no sabe absolutamente nada a verdura y que queda tremendamente jugoso. Había leido que no es demasiado dulce así que le añadí un poquito mas de azúcar y lo cubrí con chocolate Milka, al final…. pues una delicia. A estas horas solo lo ha probado mi hermano y le ha gustado mucho, pero me muero de ganas de que lo pruebe mi chico, mi vecina…. que me den opiniones, porque se que les va gustar a todos. Viva la verdura que hasta en el dulce queda bien jeje.

 Ingredientes; 250gr de calabacín rallado (sin pelar), 3 huevos, unas gotas de extracto de vainilla, una pizca de sal, 150 gr de azúcar, 200gr de harina, 100gr de aceite, un sobre de levadura quimica (royal) y 75 gr de chocolate con leche para la cobertura.

Batimos los huevos con el azúcar hasta que espumen.

Añadimos la sal, el aceite, la vainilla la harina y la levadura. Mezclamos bien.

Incorporamos el calabacín rallado con cuidado de que se integre a la perfección por toda la masa.

Finalmente vertimos la mezcla en un molde de horno y lo cocemos a 180º (precalentado) durante unos 35min, aunque yo como no podía estar pendiente, lo cocí en la gm menú pastel.

Derretimos el chocolate al baño maría y vertimos sobre el bizcocho horneado. Dejamos reposar a ser posible hasta el día siguiente.

Cuartos mayorquines

Hoy es uno de esos días que estoy muy cabreada con el resultado de la receta y es que he cometido un error tannnnnnn tonto que me da mucha rábia… Os cuento; resulta que hace un montón de tiempo que tenía pendiente esta receta que vi en la cocina de Ani, pero no podía prepararla porque no encontraba la dichosa fecula de patata. Finalmente la compré la semana pasada en un herbolario y hoy me puse manos a la obra. Pues bien, tenía yo mi masa perfecta, no me habían bajado nada las claras al mezclar los ingredientes, y me entraron las dudas sobre el recipiente en el que cocerlo. Tenía uno preparado que era grande y estaba bien, pero en el último momento me pareció que iba ser muy justo y si crecía mucho se me desparramaría. Así que no se porque, en un arranque de improvisación, sin apenas pensarlo, puse papel de hornear en la bandeja de las empanada y puse ahi la masa. Total, que al final la masa no sube tanto como un bizcocho corriente y para colmo se me bajó lo poco que había subido cuando abrí el horno para pincharlo. Así que…. ahi teneis, unos cuartos riquisimos (porque ricos están) pero bajitos como no vereis otros. Prometo cambiar la foto en cuanto los vuelva hacer.

Bueno, que os aburro, me pongo con la receta.

Ingredientes; 8 claras, 8 yemas, 235gr de azúcar glass, 165gr de fecula de patata y mas azúcar glass para espolvorear.

Montamos las claras a punto de nieve con el azúcar (yo le puse tambien un poquito de cremor tartaro para ayudar a que no se bajen)

Montamos las yemas hasta que espumen y cambien de color.

Con una lengua de silicona o algún utensilio similar, vamos mezclando las claras con las yemas, con movimientos envolventes, para evitar que se bajen. Después hacemos lo mismo con la fecula.

Vertimos la mezcla en un molde (no os paseis de amplio, como yo), y cocemos en el horno precalentado 180º durante unos 45-60min, dependerá del horno.

Bizcocho de semillas de amapola con sirope de naranja

El año pasado compré un libro fantástico de repostería casera, uno de esos baratitos que están llenos de fotos fantásticas que en cuanto lo ves, sabes que tiene que ser tuyo. Pues bien, en aquel momento la primera receta que tras la que se me fueron los ojos, fue precisamente este bizcocho. Sin embargo no encontraba por ningun lado las semillas de amapola y en aquel momento estrené el libro con la tarta colibri. Después lo guarde a la espera de encontrar las benditas semillas. Por fin, esta semana pasada las encontré en Carrefour (da gusto, cada vez puedes encontrar mas cosas, si hasta tienen hojas de platano). Bueno,pues una vez con las semillas de amapola ya no tenía mas que buscar un poquito de tiempo y preparar el bizcocho.

La receta recomienda usar un molde de 22cm de diametro, pero usé uno bastante mas grande, así que quedó mas bajito, pero si lo usais de ese diametro conseguireis mas altura. El resultado del bizcocho, espectacular, he alucinado a colores, no sabe a ningún otro bizcocho que probara antes. Me recuerda como a algún dulce navideño… no sabría deciros. Y la textura tampoco es la del típico bizcocho. Pero de verdad que me ha gustado muchísimo. Voy a repetir ese bizcocho muy amenudo, eso seguro.

Lo podeis preparar a mano, con una batidora de varillas o como yo, en la thermomix.

Ingredientes; 50gr de semillas de amapola, 60ml de leche, 185 de mantequilla derretida. 1 cucharada de ralladura de naranja, 220 de azucar, 3 huevos, 300gr de harina, 1 sobre de levadura, 60gr de almendras molidas y 125gr de zumo de naranja.

Ingredientes para el sirope; 220gr de azucar, 160ml de zumo de naranja y 80ml de agua.

En un vaso ponemos la leche con las semillas de amapola, dejamos reposar 20min.

Batimos bien la mantequilla con la ralladura de naranja y el azúcar. Cuando ya esté ligado añadimos los huevos uno a uno esperando a que se incorpore el primero para añadir el siguiente.

Le añadimos la harina con la levadura, la almendra molida, el zumo de naranja y la mezcla de leche con semillas de amapola. Mezclamos todo con cuidado.

Ponemos la mezcla en un molde y lo metemos al horno precalentado 180º durante 1 hora aprox, cada horno como digo siempre, un mundo. Como mi molde era mayor y el bizcocho mas bajo, el mio estaba hecho en 45min.

Para hacer el sirope, ponemos los ingredientes en un cazo y lo calentamos a fuego medio hasta que se disuelva el azúcar. Después subimos el fuego para que hierva y justo entonces lo bajamos al minimo y cocemos 2 min mas. Reservamos.

Cuando saquemos el bizcocho del hrono lo desmoldamos con cuidado, lo pinchamos con un cuchillo para que cale el sirope y lo ponemos sobre una rejilla con un plato debajo para recoger lo que caiga. Vertemos entonces el sirope caliente sobre el bizcocho que tambien estará caliente. Después recogemos el sobrante y repetimos la operación.